Seis cosas que debes pensar antes de donar a una ONG

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Donar es un gesto de generosidad que hay que aplaudir, a pesar de que en tiempos duros como los de hoy en día la solidaridad mutua debería formar una parte más importante de nuestras vidas.

Si eres de los que por fin se ha animado a colaborar, atiende a estos consejos que te servirán para hacer una donación responsable, es decir, pensada a conciencia:

1. Define aquellas causas o colectivos que consideras más desfavorecidos y a los que te gustaría ayudar, así como su localización geográfica; piensa que ONGs podrían adaptarse a tus necesidades.

2. Cuando hayas pensado en unas cuantas infórmate sobre cada una de ellas, pues es importante conocer al máximo la gestión y organización de la ONG para saber si estamos de acuerdo con su funcionamiento y sus propósitos.

3. Asegúrate que en el momento de donar tus datos personales sean protegidos mediante la Ley de Protección de Datos de Carácter Personal.

4. Una vez dones tu dinero no debes despreocuparte y quedarte simplemente con tu conciencia tranquila; consulta los boletines, la web o los informes para conocer de qué ha servido tu colaboración. ¡Seguro que así te animas a continuar luchando por la causa!

5. Presta atención a todo aquello que la ONG muestra indirectamente a través de sus campañas de comunicación, pues a menudo aquello que no se dice directamente con palabras puede dar a conocer más de las entidades. Por ejemplo, una imagen denigrante o que apele solamente a los sentimientos no debería ser el punto de partida de una organización de calidad.

6. Si la donación que quieres llevar a cabo no es económica sino de productos infórmate primero de qué ONGs admiten este tipo de donaciones, menos comunes a causa de la complicación económica y de infraestructuras del traslado. Además, debes plantearte si lo que ofreces es realmente necesario para las personas a las que lo destinas.

1 comentario

  1. O sea desconfianza absoluta, algo muy alejado del sentimiento de donar, no puede ser algo pensado debe ser algo que salga espontáneamente, que te llame a hacerlo, la necesidad llegara a ti y sabrás si esta bien sin necesidad de pensarlo. Puede ser quien esta a tu lado ahora. No necesariamente es dinero, una palabra , un consuelo, el escuchar a una persona puede ser la donación mas hermosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *